Te contamos cómo fue la primera noche de la DJ en nuestro club

 

Nancy Noise es una DJ inglesa que empezó a pinchar en Amnesia a principios de los años 90. Rápidamente, conquistó todos los corazones de la isla difundiendo amor y buen rollo. Eso, la convirtió en uno de los iconos de la isla.

 

Test Pressing tuvo el honor de entrevistar a la DJ recientemente y no pudimos resistirnos compartirlo con vosotrxs. Solo deseamos que vuestra primera vez en Amnesia fuera tan emocionante como la de Nancy.

 

Fuente: Test Pressing

 

En 1986, Nancy llegó a la isla con unas amigas sin saber que acabaría en Amnesia. Ella ya había venido a la isla anteriormente con amigos y familia, pero nunca había entrado en Amnesia hasta el verano de 1986, cuando Nancy y sus amigas conocieron a un grupo de chicos que las invitaron a ir a nuestro club. La idea les gustó tanto que, Nancy y sus amigas, no pudieron resistirse y los acompañaron.

 

La DJ recuerda su primera noche en Amnesia como si fuera ayer. Cuando llegaron, no esperaban que fuera una discoteca al aire libre. A medida que fueron entrando, pasaron por unas puertas de madera y, una vez dentro, se quedaron alucinadas con el ambiente y la gente.

 

Las personas del club les parecían muy interesantes, extravagantes y divertidas pero, lo que realmente captó su atención, fue la ropa colorida y llamativa que llevaban. Nancy y sus amigas pasaron una gran noche. En ese momento, supieron que algún día tendrían que volver y así fue. El verano siguiente, volvieron a Amnesia para asistir a nuestro Opening Party.

 

Les encantaba la música, era muy variada y descubrieron artistas como Alfredo y Leo Mas. Nancy recuerda que la gente se volvió loca al escuchar la versión 12" de Underground de David Bowie. 

 

La DJ inglesa comentaba que la última canción que pincharon la primera vez que estuvo en Amnesia era de Henry Mancini, the Pink Panther, y se quedó boquiabierta cuando empezó a ver a toda la gente bailar al ritmo de la canción. Ella y sus amigas se quedaron hasta el final de la noche y permanecieron sentadas en la escalera, observando a las personas extranjeras hablando entre ellas, "empapándose de todo".

 

Ella misma ya describe su experiencia como algo “increíble e inolvidable".

 

 

Toda la entrevista en Test Pressing